Tesla es una de las compañías más disruptivas del panorama internacional y, precisamente por ello, también una de las más mediáticas.